prs – eres andalucia

problema

reaccion

SEPULVEDA PANCARTA RAJOY COLGADO

solucion
ALAYA TIGRE

La delegada del Gobierno en Andalucía, Carmen Crespo, ha detallado que la “segunda fase” de la investigación iniciada por la Guardia Civil en relación con las irregularidades detectadas en expedientes de regulación de empleo (ERE) tramitados por la Junta comprende 30 personas afectadas como detenidos o imputados y una docena de registros en las provincias de Sevilla, Jaén, Cádiz, Granada, Madrid, Barcelona y Las Palmas de Gran Canaria.
Según ha explicado este miércoles en rueda de prensa junto al alcalde de Sevilla y presidente del PP-A, Juan Ignacio Zoido, tras la Junta Local de Seguridad, Crespo ha indicado que prevé que esta “segunda fase” de la investigación, centrada en las empresas ‘mediadoras’ de la trama, concluya “a lo largo de esta jornada” después de que la primera se saldase con un total de 116 imputados.
Consultores y banqueros
El Grupo de Delitos Económicos de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil ha detenido en la ciudad de Barcelona a nueve cargos y directivos de la consultora Vitalia Vida y de Eurobank dentro de la operación por los Expedientes de Regulación de Empleo (ERE) de Andalucía, según han informado a Europa Press fuentes cercanas al caso.
Según han informado este miércoles fuentes cercanas al caso, los detenidos son cargos y directivos de la consultora Vitalia Vida y de Eurobank, que pudieron haber actuado como mediadores que se encargaban de dar apariencia de legalidad a los expedientes.
Las detenciones en Barcelona se han producido en la capital, a primera hora de la mañana de este miércoles, en los domicilios particulares de los afectados, aunque no ha habido registros.
Según las citadas fuentes, los detenidos están presuntamente vinculados a sociedades mediadoras que daban apariencia de legalidad a los expedientes, cobraban comisiones y supuestamente se dedicaban al blanqueo del dinero obtenido.
De hecho, según fuentes conocedoras del caso, ésta y otras empresas como Uniter se sospecha que pudieron haber cobrado comisiones por un valor total de hasta 50 millones de euros.
Siete provincias
La operación, denominada ‘Heracles’, ha comenzado sobre las 8.00 horas de este miércoles y se desarrolla de forma simultánea en Sevilla, Cádiz, Granada, Jaén, Las Palmas, Madrid y Barcelona, provincias en las que la Guardia Civil ha practicado una veintena de detenciones, entre ellos varios abogados, uno de ellos además “relacionado” con otro imputado en la causa.
Los agentes de la Guardia Civil están llevando a cabo actuaciones principalmente en Sevilla, y concretamente en lugares como el edificio Viapol.
Fuentes consultadas por Europa Press han indicado que, además de las detenciones, varias personas ya imputadas en la causa han sido citadas a declarar por la juez instructora, entre ellos el conseguidor de los ERE y exsindicalista Juan Lanzas y el exdirector general de Trabajo y Seguridad Social de la Junta Francisco Javier Guerrero, que ya se encuentra en dependencias judiciales.

Anuncios

Roberto Centeno.- Ha tenido que ser el Banco Central

http://www.ivoox.com/negro-futuro-economia-directa-05-03-2013_md_1839502_1.mp3

Este domingo el presidente de Bolivia, Evo Morales, destacó el cambio positivo que se ha generado en la economía de ese país y las mejoras en la calidad de vida de los campesinos debido a la nacionalización de los hidrocarburos. La poblaciones rurales ahora “tienen acceso a los servicios básicos, agua, electricidad y telecomunicaciones, además están vinculadas por carreteras”, reseña ABI. El mandatario destacó que esta redistribución justa de los ingresos es el resultado de las luchas sociales por la recuperación de los recursos naturales. Morales destacó que “esa política cambió la economía nacional, tomando en cuenta que Yacimientos Petrolíferos Bolivianos (YPFB) recibía en 2005 alrededor de 300 millones de dólares de renta petrolera, monto que subió en 2012 a más de 4.200 millones de dólares”, informa la agencia boliviana. Días atrás, durante la III Cumbre de Jefes de Estado y Gobierno del Foro de Cooperación América del Sur y África (ASA), que se llevó a cabo en Malabo, capital de Guinea Ecuatorial, Morales recordó que los hidrocarburos estaban en manos de las transnacionales, con contratos anticonstitucionales, que entregaban 82% de las ganancias a las empresas extranjeras y sólo 18% se quedaba en Bolivia. Las primeras medidas al llegar al Gobierno, fue la nacionalización de los hidrocarburos. Con lo que se revirtió el reparto de las utilidades. Ahora “82% queda para los bolivianos y 18% para las empresas que invierten en Bolivia”, expresó. AVN http://www.librered.net/?p=25068

Por Roberto Centeno.- Ha tenido que ser el Banco Central Europeo el que ha hecho sonar las alarmas sobre las desastrosas consecuencias de la política de Rajoy, cuya dejación ante nuestros problemas políticos (¡ha esperado meses para recurrir la soberanía catalana! ) y económicos centrales empieza a ser escandalosa. Durante el primer año mariano, los salarios en España han caído un 10% de media, mientras que los precios han subido un 2,7%, pero en el cuarto trimestre la caída salarial ha pasado a ser un desplome, el 8,5 %. ¿Qué nos espera entonces en 2013? Acabarán poniéndoles impuestos hasta a las ranas. Es el fracaso rotundo de las medidas de ajuste de Rajoy, que han provocado una deflación brutal en la economía para incrementar supuestamente la productividad. Pero no es esto lo que ha sucedido como consecuencia de la falta de competencia en los sectores esenciales. Un resultado calamitoso que, como afirma el BCE, “no sólo es una cuestión de competitividad, que también. Es, sobre todo, una cuestión de equidad en el reparto de las cargas del ajuste”. La semana pasada, según uno de sus miembros mas destacados, “la falta de competencia en España está llevando a márgenes empresariales inaceptables, siendo junto a Grecia los únicos países donde los márgenes han crecido durante la crisis”. Pero el problema es que este fenómeno se agravó extraordinariamente en 2012, y de una caída de salarios del 3% y una subida de márgenes del 0,2% en 2008, hemos pasado a una caída del 10% y una subida del 2,7%. Es el hundimiento en toda regla de las rentas de trabajo. Desde el 62% que representaban los salarios en el PIB en 1975, el fraude de la Transición -“to pal pueblo”, que diría Alfonso Guerra- los hundiría hasta un 50% antes de la crisis, para caer hasta el 47,8% del PIB a finales de 2011. El ajuste, como denuncia el BCE, lo han pagado exclusivamente los trabajadores y la clase media. Y aquí es donde Rajoy ha batido todos los récords: ¡dos puntos menos en un solo año! Las rentas del trabajo se han desplomado hasta el 45,8% del PIB, la cifra más baja de la historia, y la más baja también de toda la OCDE. Los asalariados han perdido 27.500 millones en 2012, mientras los beneficios empresariales han mejorado en 14.700. La pobreza afecta ya a 12,8 millones de personas y Rajoy afirma con una desvergüenza inaudita “hago lo que tengo que hacer”. El reparto de las cargas del ajuste está siendo alucinante, en ningún otro país ha ocurrido nada parecido. ¡Vale ya de mentir a los ciudadanos! Como afirma el BCE, los brutales ajustes salariales no se han reflejado bien en la mejora de la competitividad-precio, y nada mejor para comprobarlo que ver el espectacular frenazo en el ritmo de crecimiento de las ventas al exterior. Una de las estafas más llamativas de este Gobierno de trileros ha sido la proclamación urbi et orbi de lo bien que iban las exportaciones, cuando el crecimiento en 2012 fue sólo un ridículo 1,7%, frente al 15% en 2010 y el 8,5% en 2011, y todo ello con unos recortes salariales la tercera parte de los aplicados en el primer año mariano. O sea, que aunque las exportaciones hayan mejorado marginalmente en cifras absolutas, su crecimiento se ha desplomado casi a la décima parte de 2010 y cinco veces menos que en 2011. Y no se lo pierdan, porque en el cuarto trimestre han caído al -0,9%. Lo que sí ha sucedido, porque no podía ser de otra manera, es que el empobrecimiento de las familias ha hecho caer las importaciones un 7%, y se ha conseguido así una reducción del déficit comercial de 15.580 millones. Paradójicamente, cuanto más pobres somos y más caen las importaciones, menos cae el PIB, tanto como 2,8 puntos. Es decir, que sin la mejora del déficit comercial derivada de nuestro empobrecimiento, el PIB 2012 habría caído un ¡4,6%! Esa es la cifra que cuenta, la caída del PIB interno, la que afecta al paro, al consumo y a la inversión, o si lo prefieren a nuestra vida y a nuestro bienestar; lo demás es una simple cifra macroeconómica. Los hechos son de sobra conocidos. El trabajo no es el único factor productivo y a veces ni siquiera el más importante, ya que hay otros factores, como los precios energéticos, esenciales en numerosos procesos. Tanto que muchas industrias intensivas en energía están cambiando su localización a otros países con costes energéticos más bajos. El hundimiento industrial de España, que ha pasado del 36% del PIB en 1975 al 14% actual, se debe esencialmente al costo de factores distintos al trabajo. ¿Cómo en un país donde el 60% de los ocupados gana menos de 1.000 euros al mes, y 800 es la media, alguien puede sostener que nuestro problema de competitividad son los salarios? ¡Vale ya de mentir a los españoles! Si es incapaz de ir contra Bárcenas, ¿cómo va ir contra los monopolios? Lo que tendrían que hacer Rajoy y sus ministros, cuya gestión está siendo desastrosa mientras sus relaciones con los monopolios -particularmente con el de las renovables- son presuntamente dolosas, es muy sencillo. Productos petrolíferos: con más del 70% del mercado en manos de dos empresas, Repsol y Cepsa, la competencia es imposible. Ellos fijan los precios y los demás siguen al líder. Para que exista competencia la cuota de mercado de las dos primeras empresas de un sector no puede superar el 30%. Eso es teoría de competencia elemental. ¿Qué propone Rajoy?: dar mas EESS a terceros, un proceso que tardaría 20 o 30 años en liberalizar el sector suponiendo que se cumpliera, que tampoco es su intención. Pero es que, además, controlan la red logística CLH, donde la discriminación es tal que la competencia es imposible. ¿De qué te sirve tener una gasolinera si no puedes suministrar a precios razonables, y además con la Comisión Nacional de la Energía siempre a favor de los monopolistas? ¿Cuál es la alternativa? Es bien conocida, funciona perfectamente y tiene efectos inmediatos. En España lo hicimos a finales de los 80 y funcionó como un reloj: implantación de un sistema de precios máximos semanales iguales a la media de la semana anterior en Reino Unido, Francia y Alemania. Hoy en día, eso reduciría los precios al público en torno a un 10%. Por tanto, Sr. Rajoy, Sr. ministro de Industria y Sres. de la CNE: ¡dejen de engañar a los españoles! Si de verdad quieren competencia, déjense de brindis al sol y actúen. Los márgenes de las petroleras han subido un 20% durante la crisis y no han hecho nada de nada. Sector eléctrico: aquí la situación de oligopolio y las conductas conscientemente paralelas son las mismas, pero con un problema mucho mayor: un mix de generación disparatado con subvenciones gigantescas que nos llevan a unos precios de energía inasumibles. Ni España ni nadie puede permitirse pagar diez veces más a la energía solar ni subvencionar más la eólica y la cogeneración, y hay una solución clara que ya ha funcionado en el sector con la moratoria nuclear. Desmantélese la totalidad de las instalaciones solares y las eólicas que no puedan funcionar sin subvención y, al igual que se hizo con las centrales nucleares por el sectarismo de los socialistas en los años 80, compénsese a los propietarios por la inversión realizada y durante diez o veinte años cóbrese una cantidad por “moratoria renovables”. Esto es infinitamente más barato que seguir pagando unas subvenciones durante los próximos 30 años, que arruinan a las familias y destruyen la competitividad de la nación, para enriquecer sin límite a unos pocos amigos del poder. O esto, o el desastre. No podemos salir de la crisis pagando la electricidad más cara de Europa. Gas natural: en este particular no existe un oligopolio. Es un monopolio macizo con un gran monopolista (Gas Natural) y el resto son en la práctica revendedores. No existe ni sombra de competencia. El sistema de precios máximos no es viable por la diversidad de las tarifas. La solución es un sistema cost plus con el que se funciona en situaciones de monopolios. Es decir, un sistema de precios administrados que cubra la totalidad de los costes con arreglo a unos estándares definidos, más un beneficio razonable a la inversión. Una buena gestión reduciría los costes por debajo de los estándares y mejoraría los resultados que hoy obtienen en los despachos del poder expoliando a los consumidores -acaban de subir el butano otro 5% sin que el precio de la materia prima lo justifique-. Los precios del gas natural caerían hasta un 15% y un 12% los del butano envasado. Y todo esto no es una elucubración teórica. Son los recibos que cada mes llegan a su casa, que son una auténtica salvajada y que afectan seriamente a todos y cada uno de ustedes. Ahora comparen lo que pagan hoy por el gas y la electricidad y lo que pagaban solo hace tres años: se quedarán pasmados. El gas no vale hoy más que entonces, vale menos. Y los costes de generación eléctrica no son mayores, sino menores. Entonces, ¿qué ha pasado? Pues han sucedido dos cosas: en el gas, abuso descarado y manifiesto de posición dominante, que es delito grave en todo el mundo civilizado excepto en las monarquías bolivarianas; en la electricidad, las subvenciones a renovables que suponen ya un tercio de lo que pagan. Ahora cogen ustedes, por poner un ejemplo actual, a un Bárcenas. Se descubre que ha llevado 36 millones a Suiza y se monta la mundial. El lobby de la energía solar ha seguido montando instalaciones después de ordenada su moratoria. En lugar de paralizarlas, reclamando lo que lleven invertido, las llevan a cabo ante la indiferencia del ministro de Industria, de la CNE y con la complacencia de su amigo Montoro. Un caso obvio o de negligencia grave, o de otra cosa. Resultado: 500 millones de costo al año más en el recibo de la luz durante 30 años, un robo anual de 500 millones, y ni se monta la mundial ni siquiera se menciona. En Bulgaria el Gobierno tiene que dimitir por una subida de la luz que la gente no acepta. En España nos comportamos como borregos, nos dejamos robar, dejamos arruinar el futuro de nuestros hijos a quienes están endeudando a razón de 5.000 millones por semana, sin rechistar. Sin duda, tenemos lo que nos merecemos. Finalmente, el sector financiero y las telecomunicaciones. En el primero hay un problema mucho más básico que los costos, y es que no hay financiación. Después de regalarles casi 100.000 millones de dinero público entre efectivo y avales en 2012, reducen el crédito a familias y pymes en 96.000 millones. No hay palabras. En agradecimiento, nos cobran los tipos de interés y las comisiones más altas de Europa. Eso lo arreglaría el Banco de España limitando tipos y comisiones a la media de la Eurozona. Pero no está en eso, sino en ayudar a los banqueros y en proteger a los corruptos. En las telecomunicaciones, Telefónica, ese gigantesco cementerio de elefantes, algo insólito en el mundo de la empresa, con directivos de tan alto nivel como Urdangarin, Rato y Zaplana, que no estarían ni de botones en Verizon, Vodafone o AT&T, tiene también las tarifas más altas de Europa. Así que, Sr. Rajoy, ¡basta ya de engaños y basta ya de tocar el arpa mientras España se hunde! P.D.: Sres. de Eurostat: ¿Es acaso posible un déficit público de 70.390 millones, cuando el endeudamiento público se ha incrementado en 145.871? ¿Es acaso posible que un déficit del Estado del 7,5% a noviembre pase a menos del 5% en diciembre con la economía cayendo el triple que a principio de año? ¿Es acaso legal suspender todos los pagos desde noviembre, aplazar todas las devoluciones de impuestos y dar por buenas sin mirarlas las cuentas de comunidades autónomas y ayuntamientos que jamás han dicho la verdad? ¿Cómo es posible que no contabilizándose las ayudas bancarias por ser coyunturales se contabilicen las ventas de activos públicos y la supresión de las pagas extras como estructurales? ¿A qué se dedican vuesas mercedes, que ni se molestan en comprobar cifras tan manifiestamente falsas? Porque el falseamiento del déficit no es un juicio de valor, son matemáticas.

r-evolucion vs Shylock

Estimados

29 ago

 

Shylock es un personaje central en la obra, el cual hizo la famosa demanda de “una libra de carne” que debía serle entregada del propio Antonio, el personaje al que se refiere el título de la obra, en el caso en que éste no cumpliera con los términos de la devolución de un préstamo. Shylock es retratado como el estereotipo antisemita de un avaricioso prestamista judío.
Como podemos ver en la narración, en Venecia se marcaba a los judíos con un gorro “rojo”. Esa afirmación no es cierta del todo o no está bien explicada. El símbolo judío es el gorro rojo, que hace referencia al secreto de la piedra de los filósofos y como podemos ver tiene representación en múltiples lugares como Cataluña, de donde son originarios los “hebreos”, pues con el tiempo se transformó el nombre. Provienen del “rio Ebro” y por eso en Barcelona hay barrio Judio y un hospital llamado “la vall d´ebrón” el valle de ebrón. El símbolo Catalán por excelencia es la “barretina”, que no es más que otra representación del antiguo gorro judio. Como último dato, los Catalanes en España tienen fama de “agarrados” que no gastan dinero, actualmente no es así, pero la fama está ahí. Y por añadido, a los Catalanes los Españoles los llaman “polacos” y nadie se pregunta de donde viene esa expresión?
El efecto “Shylock”, se producirá ahora sobre España como lo han hecho sobre Grecia y otros países. Como siempre los ciegos dirán, es la crisis. Desde aquí les decimos que Shylock ha venido a cobrar su libra de carne y la seguirá cobrando a todos y cada uno de los países que tuvieron la “osadía” de pedirle prestado dinero a los “usureros”, cierto los tiraban desde el puente de Rialto en Venecia, por practicar la usura. Y ahora no debería ser diferente.


Que nadie piense que soy anti-semita, pues de nacimiento soy Catalán y por lo tanto soy un antepasado directo de estos que hoy intentan esclavizar al mundo y la verdad no me parece nada bien. Tengo vergüenza ajena de ver como son desde hace ya demasiado. Recordemos que esos mismos “banqueros sionistas” (Rothchild y Vannevar Bush abuelo de Bush) fueron los que financiaron a Hitler para que subiera al poder y después para que no lo invadieran también recibió ayuda económica/política del Vaticano.
Debemos saber que los Sionistas, solo son una de las 12 Tribus de Israel y quisieron acabar con el resto de tribus en la 2a Guerra Mundial y no llegar al fin de los tiempos como se explica en los textos antiguos (en el fin de los tiempos todas las tribus judias tendrán tierras, menos la tribu de “Dan” que ellos no tendrán NADA) La tribu de Dan son los “Sionistas”.
La tribu de Dan, parte central de los Iluminados de Baviera:

El domingo 16 de diciembre la cuarta Marea Blanca llegaba hasta Sol, mientras todavía subían desde Cibeles los sanitarios que venían desde el sur. En ese momento se escuchó un instante de silencio y de repente el aire de la calle Alcalá se fue llenando con la ola hecha grito de miles de gargantas: ¡sí-se-puede!
El año que termina ha supuesto para la sanidad un antes y un después. Con la coartada de la crisis se ha lanzado una verdadera contrarreforma sanitaria. Cuando el banquero Shylock prestó dinero a Antonio le puso como condición que si no se lo devolvía a tiempo le debería pagar con una libra de su propia carne. El Gobierno del Sr Rajoy, en el contexto de una crisis creada por especuladores financieros y defraudadores, planteó a la sociedad que tenía que recortar la sanidad. Y eligió “la libra de carne más cercana al corazón” del Sistema Nacional de Salud: el derecho a la atención sanitaria.
El Real Decreto 16/2012 daba marcha atrás a un proceso que se inició en 1986 con la aprobación de la Ley General de Sanidad. Aquella Ley suponía el reconocimiento del derecho de todas las personas a la atención sanitaria pública en condiciones de igualdad: la universalización. Entonces se sustituyeron la cartilla de beneficencia y la cartilla de la seguridad social por la tarjeta sanitaria individual. Progresivamente se reconoció este derecho a cerca de ocho millones de personas que antes recibían la beneficencia. Ahora el Gobierno del Partido Popular ha empezado a desandar el camino recorrido; se retira la cobertura a las personas que no tengan en regla su documentación de residencia, aunque vivan en España y puedan necesitar atención; se retira también la cobertura a los mayores de 26 años que no estén trabajando. Esta es la libra de carne que exigen los nuevos Shylock, la más cercana al corazón del sistema. Porque la universalización de la sanidad pública se fundamenta en el principio de que todos los seres humanos debemos ser iguales ante la enfermedad y tener derecho a la atención sanitaria en función de nuestra necesidad, y no de la capacidad de pago. En cambio los mercaderes piensan que la atención sanitaria es un asunto privado, un problema que cada uno tiene que atender, según sus medios. Es una mercancía. Y quien no pueda pagarla, que no reciba atención, o acuda a la beneficencia.
Además del tajo al corazón del sistema, se están dando otros tajos importantes, que empezaron ya en varias CCAA hace más de un año, y están haciendo sangrar a la sanidad, debilitándola: el tajo a la solidaridad, ampliando copagos (repagos) a los pensionistas y a los enfermos (de momento por medicamentos, prótesis, transporte sanitario); el tajo a la calidad y la equidad recortando los presupuestos a los centros sanitarios públicos y reduciendo profesionales (10.000 médicos menos, 14.000 enfermeros menos, etc.); cerrando centros de salud; cerrando camas de hospital. Y como consecuencia el tiempo de espera para el diagnóstico y el tratamiento se ha duplicado en el último año. Muchas personas que tienen recursos van a operarse la catarata al privado, o van a hacerse la ecografía, o el TAC. El que no puede pagar, espera, con la inquietud de no saber si es grave, o con la discapacidad de no poder ver, o caminar.
Pero estas libras de carne no eran suficientes para los mercaderes. Querían la gestión de la propia sanidad pública, las concesiones, para obtener nuevos beneficios. En la misma época en que comenzaba la aplicación de la Ley General de Sanidad en España, Margaret Thatcher presidía las reuniones que condujeron a la aprobación del Libro Blanco (enero de 1989) que introduciría la privatización de la gestión hospitalaria, los “mercados internos”, y los incentivos fiscales para los seguros médicos.
El National Health Service había sido un referente para nosotros. Desde aquellas reformas el NHS perdió calidad y eficiencia, y ha ido acumulando enormes problemas con la llamada “colaboración público-privada”. El Gasto Sanitario Público, que era similar a España en relación con el PIB ha aumentado hasta 8,1% del PIB, un punto más que en España (datos OCDE 2012). Sin embargo, los resultados en salud son mejores en nuestro país (en RU la Esperanza de Vida al Nacer es 80,6 años; en España 82,2. En RU la mortalidad infantil es 4,2/1000 nacidos vivos; en España 3,2. En RU los Años Potenciales de Vida Perdidos en mujeres/100.000 son 2.534; en España 1.787). Es decir, el NHS después de la privatización es menos eficiente que el SNS.
Se ataca a la inteligencia cuando, como única razón para privatizar la gestión, se insiste en que es más eficiente, y se copia el modelo del RU. Las evidencias muestran lo contrario. En España el SNS tiene un gasto de administración y gestión del 2,34%. Los seguros privados en España tienen un gasto de administración y gestión del 28,29% (datos MSSSI). Es de sentido común que las empresas privadas quieran ganar dinero. Necesitan un margen de beneficio, que obtienen reduciendo costes (menos personal, menos salarios, menos calidad), o reduciendo complejidad (pacientes jóvenes de procesos de corta duración).
¿A quién beneficia la contrarreforma sanitaria? A las personas de rentas altas, que no tengan una enfermedad grave. A las grandes empresas y grandes fortunas, que no pagan los impuestos en la proporción de los trabajadores (que es el dinero que falta para que los ingresos públicos en España sean equivalentes a los de la media de la UE). A las empresas proveedoras de seguros sanitarios y las cadenas de hospitales privados, y a los fondos de inversión propietarios de las mismas.
¿A quién perjudica la contrarreforma sanitaria? A las personas enfermas, con procesos graves y crónicos. A las personas mayores, que son las que tienen más problemas de salud. A las personas con rentas medias y bajas, que pagan doblemente con sus impuestos y los repagos, y verán dificultado el acceso a la atención necesaria. A todos los españoles, que veremos debilitarse el sistema público, con menos presupuesto, menos recursos, menos profesionales, peor pagados y con menos medios. Solo en 2012 se han recortado 5.000 millones de euros a la sanidad pública. Muchas libras de carne. Pero sobretodo, se ha cambiado el concepto del sistema, se ha cortado la libra cercana al corazón al cuestionar el derecho a la atención sanitaria de cualquier ser humano en condiciones de igualdad.
Esto ha ocurrido este año. Pero también ha ocurrido la Marea Blanca. Una conciencia unánime de miles de profesionales sanitarios, y millones de ciudadanos; la certeza de que la sanidad pública no se debe vender, se debe defender; que es un valor para todos; que sí se puede mejorar su eficiencia y su calidad, pero que no se debe poner en riesgo uno de los Sistemas Sanitarios públicos de mayor calidad y más alta eficiencia de los países desarrollados, con experimentos que ya han fracasado, y con la única perspectiva del beneficio económico para unos pocos. En el balance de 2012 quedarán, imborrables, el rostro, la voz, el compromiso de miles de médicos, residentes, jefes de servicio, enfermeras, auxiliares de enfermería, técnicos, administrativos, pinches, celadores, y de miles de ciudadanos, que defienden una buena sanidad de todos y para todos. Sí se puede.

*Fernando Lamata es psiquiatra y ex secretario general del Ministerio de Sanidad